Telcel, ¡1,000 millones de dólares de multa!

8 Abril, 2011

Marco A. Mares

La comisión antimonopolios resolvió aplicar una multa por aproximadamente 1,000 millones de dólares a Telcel; la acusa de reincidencia en prácticas anticompetitivas.

Es la multa más alta que ha aplicado en toda su historia la Comisión Federal de Competencia (CFC) y corresponde a 10% de valor de los activos de la principal operadora de telefonía móvil en México, que concentra poco más de 77% del mercado.

Se trata de una resolución del pleno de comisionados del órgano regulador; es decir, de una decisión autónoma e independiente de la comisión antimonopolios.

Sin embargo, parece ser el primer manotazo que da el gobierno federal sobre la mesa en el contexto de la intensa guerra que se registra entre los colosos de las telecomunicaciones en México: Telmex-Telcel y Televisa y TV Azteca.

La multa es extraordinariamente alta porque Telcel reincidió en las prácticas anticompetitivas que se están sancionando.

Es decir, Telcel ya había incurrido en tales prácticas y ya había sido multada por ellas.

El viernes pasado, América Móvil informó que su subsidiaria Radio Móvil (Dipsa), conocida comercialmente como Telcel, fue notificada de la resolución de la CFC sobre una multa por 11,989 millones de pesos, por la supuesta comisión de prácticas monopólicas relativas en el mercado de terminación de llamadas en teléfonos móviles.

La propia emisora advirtió que está analizando el alcance, fundamentación y motivación legal de dicha resolución con la finalidad de interponer todos y cada uno de los medios de defensa a su alcance.

Extraoficialmente le puedo informar que se trata de la primera de varias acciones que se están preparando desde el gobierno como actos de autoridad ante el enfrentamiento de las operadoras de telecomunicaciones.

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) de Dionisio Pérez Jácome, la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel), presidida por Mony de Swaan, y la CFC, encabezada por Eduardo Pérez Motta, ejercerán sus respectivas facultades para trata de poner orden entre los operadores.

Y aplicarán acciones con ese propósito no sólo contra Telcel, sino también contra Televisa, Iusacell y el resto de los involucrados en el mercado.

Multa histórica por estrangulamiento de precios

A la multa que se le aplica a Telcel se le conoce en la jerga de la competencia como estrangulamiento de precios o Price squeezing.

Consiste en el acto de incrementar los costos de un competidor, al mismo tiempo que se aplican reducciones agresivas e incluso depredadoras de precios a los consumidores finales.

La multa que el viernes se notificó en contra de Telcel se originó en una denuncia, presentada por Axtel, de Tomás Milmo, por prácticas monopólicas relativas en contra de Telcel, el 29 de septiembre del 2006.

La denuncia fue por: 1. Depredación de precios, 2. Subsidios cruzados, 3. Discriminación de precios, 4.Incremento en costos, obstaculización del proceso productivo y reducción de la demanda.

A esta denuncia se acumularon las denuncias de Alestra, Marcatel, Megacable, Protel y Telefónica.

El 18 de septiembre del 2009, la CFC determinó emplazar a Telcel como probable responsable de una práctica monopólica relativa, pero sólo por la violación al artículo 10 fracción XII de la Ley Federal de Competencia Económica, que se refiere al incremento de costos, obstaculización del proceso productivo y reducción de la demanda.

Sólo por una de las cuatro prácticas denunciadas

El 7 de abril del 2011, el pleno de la CFC resolvió sancionar a Telcel por esta práctica monopólica relativa.

Hay referencias internacionales de países en los cuales está prohibida esta práctica y en países que se ha sancionado por la autoridad de competencia en Alemania, Australia, Italia, Dinamarca, Bélgica y Francia.
En México, la práctica anticompetitiva está prevista en el artículo 10 de la Ley de Federal de Competencia, específicamente en su fracción XI.

Adicionalmente en el 2005, la comisión antimonopolios emitió opinión en materia de competencia y libre concurrencia respecto de las reglas del servicio de larga distancia públicas el 21 de junio de 1996 para la modalidad de El Que Llama Paga nacional y de larga distancia, nacional e internacional.

En tal opinión, advirtió sobre el riesgo de las tarifas de interconexión elevadas a competidores, frente a las que se atribuyen a sí mismos los concesionarios de servicios móviles en las llamadas que se originan y terminan dentro de sus redes.

Esta práctica -sentenció la CFC- tiende a desplazar y encarecer los servicios de telefonía de los competidores.
La CFC apuntó que el concesionario con la red móvil más extensa y el número más elevado de usuarios tiene los mayores incentivos para realizar las prácticas anticompetitivas.

En suma, la existencia de tarifas de interconexión para terminación de llamadas locales en redes móviles, notoriamente superiores a las tarifas más bajas por llamadas locales móvil a móvil, constituyen discriminación o subsidios cruzados en la aplicación de las primeras. Estas tienen el efecto de desplazar indebidamente a competidores.

Anuncios

Acerca de juliomoa

Tres décadas dedicado al ejercicio del periodismo.
Esta entrada fue publicada en Telecomunicaciones. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s